disparate-on-line

Sin miedo al disparate.

Cierto conocido, ya mayor, refiriéndose a la forma de hablar de hoy día, me decía haber llegado a la conclusión de que el frecuente maltrato de nuestra lengua se debía a que mucha gente le había perdido el “miedo al disparate”. Desde luego, algo de razón no le faltaba a este querido viejo; al menos yo me sigo poniendo colorada cuando me equivoco, y hasta me da un poco de vergüenza ajena por quienes cometen unos errores brutales en el penoso intento de demostrar modernidad o sobrada cultura. Comentemos algunos ejemplos de estos dislates comunes.

Hay dos expresiones latinas, en las que la gente se equivoca de un modo lamentable:

Motu proprio, y grosso modo. La primera significa con movimiento propio. Se usa como: por propia iniciativa. Actuó motu proprio en esa gestión. No digamos: motu propio; recordemos que se trata de una locución latina, y en esa lengua, llevaba una r en la sílaba final. Tampoco antepongamos a ella, “de” ni “por”. A la locución: grosso modo – a grandes rasgos o aproximadamente-, se le agrega incorrectamente una “a” delante. Nada de: “a grosso modo”; sino: Te lo explicaré grosso modo.

voxpopuliVox pópuli, vox Dei, del latín voz del pueblo, voz de Dios. Pronúnciese “boks pópuli”. Se usa también en español para indicar que algo es conocido y repetido por todos. Se emplea asimismo como locución nominal.

También es latina la expresión quid pro quo. Debe pronunciarse: “kuíd pro kuó” : Algo a cambio de algo, significa en nuestra lengua; así debieran decir algunos pretenciosos, en vez de mal emplear esa frase, o de convertirla en un sonoro disparate.

En sentido lato, es: en sentido amplio. Procede del latín: lato sensu (o sensu lato). Hay quien emplea incorrectamente: “latu sensu” o “lato senso”. Ambas son incorrectas. Lato sensu, la memoria es un elemento del talento.

deja-vuLa expresión déjà vu, voz francesa, se pronuncia, aproximadamente, “deya vú”. Los psicólogos llaman así a esa extraña sensación que muchos hemos experimentado. En español es paramnesia, y nada tiene de misteriosa, aunque siempre nos parezca algo sobrenatural, eso de creer que hemos visitado antes el lugar donde nos encontramos, de haber vivido ya lo que estamos viviendo.

Bagaje intelectual es, en lenguaje figurado, el conjunto de conocimientos de que dispone una persona. La palabra bagaje, aceptada, procede del francés “bagage”, de “bague”, que lo toma del escandinavo baggi (paquete). Es el equipaje militar de una tropa en marcha, y el conjunto de cosas que se llevan en los viajes. Afortunadamente, esta suele ser mejor empleada.

“Había un maremagno allí”, quiere decir: Había una confusión o una masa confusa y numerosa de personas o cosas. Se acepta también en latín: maremagnum. Pero se prefiere la versión española.
Lo que no se recomienda es escribirlo en dos palabras: “mare magnum”.

Otra expresión latina muy usada es modus operandi: modo de obrar, su traducción literal. La mayoría de las veces es usada con tal sentido, sin embargo, con frecuencia se pronuncia mal, con una “ese” agregada: “operandis

impasseImpasse es francés. Significa situación de difícil o imposible resolución, o en la que no se produce ningún avance. En nuestro idioma existen equivalentes de este extranjerismo: punto muerto, callejón sin salida. Pues la utilizan y muy mal, lo hacen con el sentido de pausa, de detención temporal de un asunto. Se les escucha: “Ahora, aprovechemos este impasse para…” ¡Qué desacierto!

Del inglés tomamos muchísimas frases prestadas; demasiadas, diría yo. En estos casos el disparate abunda. Veamos un par de ejemplos, pues si nos dejamos llevar no acabaríamos nunca.

offtherecordEl castellanizado término récord, ya tan familiar y utilizado en lenguaje deportivo, en ocasiones es erróneamente usado como sinónimo de: historial, expediente, antecedente, registro escrito, etc., según corresponde al otro significado de esa palabra en la lengua original. Ahora, mucho más que antes, quizás, se oye repetir en ciertos programas de televisión la frase off the record. ¡Qué manía!, ¿no?, con lo bien que estaría usar su equivalente en español: a modo confidencial, extraoficialmente.

Leitmotiv, no es española aún, pero también se escucha con bastante frecuencia en la actualidad. Esta palabra de origen alemán, creada por Richard Wagner, el compositor, quiere decir tema musical recurrente en una composición. Por extensión, se usa como motivo central de una obra literaria o cinematográfica. Tenemos en nuestra lengua motivo o tema, que podemos emplear en tales ocasiones. ¡No te imaginas de cuántas extrañas maneras he oído pronunciar e interpretar este vocablo!

trendingtopicEstá visto, la trending topic –tendencia del momento- es perderle el miedo al disparate.

trending-topic

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *